sábado, 17 de septiembre de 2011

El Negocio del Petróleo-Reservas de Hidrocarburos en Sur América


Mapa de Sur América mostrando la localización aproximada de las cuencas productoras y trenes regionales. Se muestran valores aproximados de las reservas de hidrocarburos. Abreviaciones: TCF: Trillones de Pies Cúbicos de Gas; BBOE: Billones de Barriles de Petróleo Equivalente; MMO: Millones de Barriles de Petróleo; BBO: Billones de Barriles de Petróleo. Un Billón (B) es equivalente a mil millones. Un Trillón son mil billones.

El cálculo de reservas y sobre todo la
categorización de reservas probadas, posibles y probables no es una ciencia exacta. Para los estimativos regionales se usa mucha información que algunas veces no hay modo de comprobar si es confiable.

Cuando se trata de campos en producción o en desarrollo se toman muchos parámetros de Geología e Ingeniería para determinar las reservas con cierta confiabilidad, pero cuando se trata de cuencas hay que hacer bastante extrapolación lo cual resulta solo como un valor aproximado.

Indudablemente cuando observamos la gráfica, Venezuela es el país con más reservas de hidrocarburos. Si le agregamos las reservas que dicen podría tener la faja de petróleos pesados, esto incrementaría a un rango de 200-300 BBOE (billones de barriles de petróleo equivalente).  Venezuela también tiene muchas reservas de gas sobretodo en la Plataforma Deltana.

Brasil es el segundo país en reservas de Sur América sobre todo después de descubrir los yacimientos debajo de la sal en la plataforma de Sao Paulo (estrella amarilla en la gráfica). Yacimientos entre los que se incluye Tupi (Lula)  podrían alcanzar reservas considerables.

Ahora bien, si consideramos los niveles de actividad en la exploración y explotación de hidrocarburos estos no necesariamente están relacionados con la cantidad de reservas potenciales del país. Países como Colombia y Perú experimentan una actividad preponderante debido a la política de apertura a la inversión privada lo cual trae consigo un aceleramiento de la economía y por consiguiente el aumento del producto interno bruto (GNP).

Brasil quien abrió sus puertas a la inversión privada más o menos hace una década, ha experimentado bastante inversión privada en el campo de los hidrocarburos a pesar que ya en los últimos dos años ha comenzado a restringir la inversión sobretodo en el área de los nuevos descubrimientos sub-salinos.

La actividad de exploración y explotación en otros países como Venezuela, Bolivia y Ecuador cada vez se restringe más debido a que en los proyectos de hidrocarburos los contratos no proporcionan una ganancia adecuada con respecto a la proporción de la inversión, además de que existen riesgos políticos sobre la estabilidad de los contratos con las NOC´s (“National Oil Companies”).

Argentina aunque ya tiene cuencas bastante maduras podría tener algunas oportunidades en yacimientos no convencionales. Sin embargo aunque ya no existe una “NOC” en Argentina las políticas recientes de controles internos a veces dificultan algo para conseguir contractos apropiados.

Otros países como Chile, Paraguay y Uruguay tienen reservas muy moderadas o la prospectividad de hidrocarburos es muy baja y por consiguiente tienen poca actividad exploratoria. Por lo tanto el encontrar yacimientos comerciales es de alto riesgo y no son muy atractivos para la inversión privada en la exploración y producción de hidrocarburos.   

Nejasay LLC
© Todos los derechos reservados